sexta-feira, 15 de julho de 2016

También está esto

También está esto. Sobre todo ésto. Esto de estar aquí. 

Tengo cuadros aún no pintados. Telas en blanco y hojas en blanco. Espacios de posibilidades. Puedo pintarlos si quiero, o no. compañías. 

Soy parte de historias ocurridas y vividas en Argentina y Brasil. Chile y Uruguay. Bolivia y Venezuela. Ando por ahí con la vida puesta. No me van a robar la alegría que anida en mi interior. Es todo lo que tengo.  

terça-feira, 5 de julho de 2016

El conocimiento experiencial

Un título como éste es el del próximo capítulo que estoy digitando, de mi libro Libertatura, en español. Por algún motivo, me he detenido en la tarea de digitar. El saber de la experiencia. Lo que aprendemos con nuestra experiencia de vida. Ahora estaba reflexionando sobre esto. Lo que sabemos porque lo hemos experimentado. Lo sabemos de primera mano. No porque alguien nos dijo o porque lo leímos en algún libro o porque creemos que es así. Adalberto Barreto y José Comblin ponen este tipo de saber, en el centro de la liberación. El centro de la libertad, el foco de la libertad, es ese saber de primera mano, el saber experiencial. Caundo escribo estas cosas, respiro aliviado. La experiencia me lleva a mi infancia. Revivo ese estar en el mundo de la manera como lo viví cuando niño. Respiro aliviado y siento que es posible volver a esa libertad, ese estar feliz y despreocupado, confiado. Vivir para jugar, para disfrutar. Jugar y disfrutar. Todo es tan intenso cuando somos niños. Puede serlo de nuevo, si volvemos a ponernos en el centro de nuestra propia vida.  

quinta-feira, 30 de junho de 2016

quarta-feira, 29 de junho de 2016

Refluir en colores

Tarde de dejarme venir en colores. La valijita de pintura. Las cajas de lápices acuarelables. El sacapuntas. Los pinceles. Los blocs de papel telado. Entonces dejarme venir en colores. Ver los lápices. Sentir el rojo, el amarillo, el violeta, el verde, el marrón, el naranja, el azul, el blanco. Todos los colores. No solamente usarlos, sino estar con ellos. Ser ellos ese tiempo inmemorial en el que pierdo la noción del tiempo y simplemente estoy allí. Refluyendo en colores. Como llegando a la primera orilla, la más antigua. Todos los recuerdos, las presencias. Gente que disfrutó de mis dibujos y cuadros. Las exposiciones. Todo el tiempo pasado presente. La sensación de familiaridad. Mis padres y hermanos. Mis abuelos y abuelas. Mis tíos y primos. Mis amigos y amigas. Toda la vida. Todo el tiempo. Una tarde de refluir en colores.

domingo, 26 de junho de 2016

Confianza

¿Seremos mayores que el golpe? De golpe se me ocurre que sí. Tenemos que ser mayores que el golpe. El golpe, todos sabemos, es mezquino, destructivo. Es un golpe bajo. El país debe mostrar a sí mismo que es más que esta bajeza que se le intenta imponer. Muchos sectores populares, movimientos sociales, categorías profesionales, sindicatos y centrales sindicales, medios de comunicación alternativos e independientes, vienen oponiéndose a lo que se intenta imponer sin la legitimidad de las urnas y con la complicidad de un poder judicial claramente incapaz de cumplir con sus funciones. La democracia parece estar por un hilo. No sé verdaderamente qué va a pasar. Solamente espero que seamos capaces de ser mayores que el golpe. 

Raízes

Um pais é feito de todo tipo de gente. Gente que nem sabe o que seja um país. Gente que somente sabe tirar proveito das situações. Um pais é feito de todo tipo de gente. Gente que acorda e nem sabe por que, a que veio, o que vai ser seu dia, o que é a sua vida. Gente que se desenraizou e nem percebeu que isto aconteceu. Ganhou talvez um diploma, um apartamento um pouco melhor, um carro, e já pensa que nasceu nas nuvens. Já se sente rica e chuta contra o Estado que cuida dos pobres. Um pais é feito de gente de todo tipo. Gente que sua a camisa e estende a mão, porque é assim que é bom. É assim que se faz um pais. Você pode acordar e nem saber muitas vezes o que é isto de estar aqui, estar vivo. Aos poucos o dia vai indo e você começa a chegar ao lado de cá. De repente vê que o pais está indo pro brejo, pela mão de gente com muito dinheiro, que fala nas TVs e nos jornais. Gente que mente e mente como quem só sabe mentir. Aí você pode começar a pensar que o pais vai bem porque agora os pobres vão se lascar bem muito. Os pobres sempre se lascam bem muito. Mas além de sofrer, os pobres sabem partilhar. Sabem criar esperanças do nada. Sabem apontar horizontes no meio da escuridão. Quem teve uma origem assim, como eu tive com meus irmãos, sabe do que estou falando. Raízes estão nos pés, estão na pele, estão na memória, estão onde você estiver.